Nuestros Adultos Mayores: Por Seremi de Gobierno, Cristián Cortés Olivares.

Share Button

La sociedad chilena ha manifestado con fuerza la necesidad de tener mejores pensiones, lo cual como Gobierno hemos escuchado, recogido y trabajado para dar respuesta concreta a este desafío que tenemos como país y que no puede seguir esperando. Es en este marco que la presidenta Michelle Bachelet ha presentado el proyecto  de Nuevo Ahorro Colectivo, el que  es un sistema solidario de pensiones que está siendo tramitado en el Congreso, y en donde se plantea un mecanismo que permitirá tener un sistema de seguridad para la vejez tripartito y mixto, incorporando a los empleadores al ahorro previsional.

Sin duda que tenemos algo claro, y es que el actual sistema de jubilaciones no ha cumplido con las expectativas y necesidades de la gente. Eso es lo que vamos a corregir con este proyecto, mediante un 5% con cargo al empleador, aumento que se hará en el lapso de 6 años para que las empresas y el mercado puedan absorber este mayor costo de contratación.

A través de la propuesta que ha generado el Gobierno de la Presidenta Bachelet, las pensiones de los actuales jubilados aumentarán en un 20% con un tope de 600 mil pesos. Hablamos de una solución para hoy, que permita a enfrentar el difícil escenario que actualmente viven miles de  adultos mayores y pensionados.

También a través de este proyecto vamos a hacer justicia con las mujeres, mediante la incorporación  del Bono Compensatorio, el que permitirá a las mujeres que se jubilen a los 65 años, igualar la pensión de un hombre con igual nivel de ahorro. A esto se suman otros beneficios, como el bono por hijo o el Pilar Solidario.

La reforma que ha puesto sobre la mesa la Presidenta Bachelet para la discusión del Congreso, entrega beneficios de verdad, concretos e inmediatos. Junto con esto trabajaremos en propuestas que apuntan a mejorar el sistema de pensiones a largo plazo, pero creemos que subir hoy las pensiones de miles de chilenas y chilenos es una necesidad urgente, y frente a nosotros tenemos la tremenda oportunidad de legarle al país una reforma que dignifique la vejez.  Con la voluntad y solidaridad de todos hoy podemos entregar una respuesta digna  a nuestros adultos mayores.